Cuidados para una caseta de madera: Acciones básicas

Cuidados para una caseta de madera

Cuidados para una caseta de madera: Acciones básicas

Los stands son alternativas muy prácticas hoy en día. Se pueden utilizar para la atención al público, en ferias, en eventos o en toda clase de fiestas. Pero son varios los cuidados para una caseta de madera que debemos mantener. Solo así será posible que su estado sea siempre el idóneo, prolongando su vida útil y evitando los efectos del paso del tiempo.

Del mismo modo, tenemos que pensar que cada vez más familias pueden contar con un cobertizo o una caseta de estas características en su jardín o terraza. Da igual cuál sea su finalidad: almacenamiento, privacidad, contar con más espacio para invitados… De hecho, son muchas personas las que se valen de estas instalaciones para guardar muebles de exterior durante el invierno, bicicletas, material de acampada…

Es innegable que el paso de los años es un factor que afecta de manera negativa a nuestra caseta. Se considera que la humedad, el frío o la lluvia pueden dañarla, pero lo mismo ocurre con el calor o el sol. Los cambios de temperatura suelen ser los causantes del deterioro, grietas o que, simplemente, pierdan su lustre inicial.

Para que esto no ocurra, es preciso llevar a cabo una serie de cuidados para una caseta de madera, recomendaciones útiles para que el mantenimiento sea el ideal y obtengamos una instalación cuidada y siempre en perfecto estado de revista.

Uno de los aspectos en los que deberemos centrar nuestra atención es el proteger la fachada de madera. Será necesario limpiar toda la superficie con productos específicos que no resulten muy agresivos. Además, es conveniente remover los posibles restos de siliconas que pudieran existir.

Del mismo modo, habrá que vigilar si existen agujeros, manchas o problemas de carcoma, algas, hongos o moho. En esta línea, si la caseta tuviera ventanas o puertas, deberíamos vigilar su estado.

A continuación, será momento de lijar toda la superficie y aplicar un producto protector e hidratante para la madera que tenga también productos insecticidas y fungicidas. Apuesta por el uso de productos de calidad. Lo notarás a la larga.

La segunda fase de los cuidados para una caseta de madera consistirá en aplicar una capa protectora. Pueden ser barnices o pinturas. Todo dependerá de nuestros objetivos. En cualquier caso, ha de ser impermeable y que proteja de la radiación ultravioleta.

Sin comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en este momento.

91 939 77 11